La restauración de coral se expande a nivel internacional




Un pez ángel francés (Pomacanthus paru) nada entre corales cuerno de ciervo plantados recientemente por Coral Restoration Foundation. Foundation.


En diciembre de 2010 abordé un barco con un grupo de Coral Restoration Foundation (CRF). Me había ofrecido como voluntario para fotografiar su seminario sobre cómo recolectar corales en el vivero de coral cuerno de ciervo y cómo plantar los corales nuevos en Molasses Reef.

En aquellos días, las técnicas del presidente de CRF Ken Nedimyer estaban cambiando y progresando rápidamente. Recientemente habían pasado de montar esquejes de coral en pedestales individuales a colgarlos de cuerdas. En ese entonces, se estaban implementando mediante pruebas los árboles de coral que en la actualidad son la norma en los viveros de coral.

De vez en cuando algo impulsa a ciertas personas especiales a ir más allá de sus límites e incesantemente seguir un camino hacia la grandeza, incluso si no pueden reconocer el impacto de sus esfuerzos en ese momento. Yo creo que Nedimyer es una de esas personas; lo sentí el primer día que trabajé como voluntario. Antes de que termine su trabajo estoy convencido de que toda la comunidad que tiene conciencia de la situación del océano conocerá a Nedimyer y CRF. El trabajo que están haciendo es sumamente importante, y crear conciencia sobre el deterioro cada vez mayor de los arrecifes de coral del mundo es una de las principales prioridades de los conservacionistas marinos de todo el mundo. Lo bueno de esta organización es que uno puede involucrarse como buzo y plantar corales para ayudar a CRF a hacer una diferencia.


Corales cuerno de ciervo son alimentados en un "árbol" de PVC, donde crecerán hasta que puedan ser trasladados y luego trasplantados con éxito en el arrecife de coral.


CRF cuenta con viveros llenos de corales y grandes planes. Nedimyer, el personal y varios voluntarios reiteraron ese punto recientemente en el evento celebrado por Ocean Reef Conservation Association en Cayo Largo, Florida, el hogar de CRF. Trasladaron los primeros corales cultivados del vivero de Ocean Reef a Carysfort Reef, y tuve el placer de acompañarlos en todo momento. Fui afortunado de estar presente cuando plantaron en Molasses Reef los primeros corales cuerno de alce cultivados. CRF está realizando grandes avances.

Las técnicas comprobadas de la organización pueden exportarse con facilidad a otras culturas dependientes de arrecifes de todo el mundo. Los esfuerzos de restauración abarcan mucho más que los viveros; identificar las variantes genéticas de coral resistentes es una de las claves del éxito. El objetivo de CRF es cultivar las variantes sobrevivientes reunidas de las áreas mermadas y nutrirlas. Replantarlas en el arrecife es un paso crítico en la transición del arrecife para convertirse en un ecosistema productivo. Una vez que el coral es plantado, crece, se reproduce y se expande, comienzan a manifestarse las relaciones que construyen un ecosistema. La restauración de los corales es el eje para la creación de un ecosistema.



En la actualidad, CRF tiene viveros en Bonaire y Colombia, y otras seis naciones insulares se encuentran en diversas etapas de preparación para unirse a las filas en un futuro cercano. Mike Echevarria, presidente de la junta directiva de CRF, comentó que la organización está recibiendo nuevas consultas de la comunidad internacional todas las semanas. Tras reconocer la necesidad del cultivo de coral, CRF creó una nueva entidad para la expansión en el extranjero llamada Coral Restoration Foundation International (CRFI). Coral Restoration Foundation Europe, una organización benéfica con sede en Londres bajo la dirección de Peter Raines, fue formada para respaldar a CRFI y sus proyectos. Juntos tienen planes para el Pacífico y Asia y también han recibido consultas de Oriente Medio.

CRF está perfeccionando sus técnicas comprobadas para así desarrollar una operación integral para su implementación en el extranjero. Echevarria cree que tienen el potencial para estar en 25 países dentro de los próximos cinco años una vez que den los últimos toques al paquete integral.


Denise Nedimyer observa las huevas de coral cuerno de ciervo recolectadas en el vivero de Coral Restoration Foundation.


El camino hacia un vivero operativo consta de lo siguiente: una vez que CRF recibe una consulta, la organización que la envía trabaja junto a CRF para establecer una base de partes interesadas que incluye operadores de buceo, la industria del turismo, agencias gubernamentales locales o nacionales y la comunidad científica. El próximo paso consta de la creación de una organización sin fines de lucro conformada por las partes interesadas, lo que luego da lugar a la planificación, aplicaciones de permisos y una enorme cantidad de otros detalles logísticos. Echevarria considera que este enfoque de sistemas para la restauración fomentará el optimismo y la esperanza en las comunidades y transmitirá a las partes interesadas un sentido de propiedad.

El objetivo final es que CRF se convierta en un centro de información para la ciencia de los corales, el ecoturismo, las solicitudes de subvención para los grupos de restauración y la recaudación de fondos para los viveros. Se trata de un proyecto ambicioso, diseñado para comunidades individuales de acuerdo con las necesidades de las partes interesadas. Y todo comenzó con un pequeño pólipo que llegó al criadero de roca viva de Nedimyer hace aproximadamente una década.

Los eventos que he fotografiado para CRF cambiaron mi perspectiva para siempre, y si tiene la posibilidad de participar en un viaje de plantación de coral, la suya también cambiará. Venga a los Cayos de la Florida, o muy pronto a algunos otros lugares en todo el Caribe, y vívalo en carne propia. Para unirse a este esfuerzo, ya sea como participante o como parte interesada, visite www.coralrestoration.org.
Reflexiones sobre Carysfort Reef
Por Jerry Greenberg

Jerry Greenberg


puso a Cayo Largo, Florida, en el mapa submarino con este artículo de portada de
National Geographic de enero de 1962: "Key Largo Reef: America's First Undersea Park" (El arrecife de Cayo Largo: el primer parque submarino de América). Para entender la importancia del trabajo que Coral Restoration Foundation está llevando a cabo en la actualidad ayuda conocer la historia reciente de estos arrecifes, un tema que Greenberg conoce bien. A los 87 años de edad, hoy en día bucea activamente en estos arrecifes.

Comencé a bucear en Cayo Largo en 1949. En ese entonces estaba practicando pesca con arpón con amigos de Miami, y viajaba a los Cayos para capturar meros y pargos para venderlos a los restaurantes. En esa época sólo conocía Molasses Reef porque sólo podíamos llegar hasta allí desde Mandalay Marina en nuestra pequeña lancha con un diminuto motor fuera de borda. No pasó mucho tiempo antes de que me interesara en la fotografía, y en una publicación de Leica vi un artículo de Peter Stackpole sobre su fotografía submarina. Yo tenía la misma cámara Leica y un objetivo de 28mm, y pagué 150 dólares estadounidenses, que era mucho dinero en ese entonces, por una caja estanca para poder usarla bajo el agua.

Obtuve la mayoría de mis primeras fotografías submarinas en el extremo sur de Cayo Largo, donde fotografié muros de peces cerdo. Aún recuerdo cuando obtuve mi icónica foto de Carl Gage nadando a través de un banco de paguaras el 1 de junio de 1960. Pasé dos meses y medio realizando trabajos para National Geographic en Molasses Reef, pero aún había algo que faltaba visualmente en la imagen. Necesitaba una perspectiva general de lo que era un arrecife de coral.

Recuerdo Carysfort Reef en el extremo norte de Cayo Largo, que estaba demasiado lejos como para llegar con mi pequeña embarcación. Los generosos miembros de Ocean Reef Club me ofrecieron un lugar para trabajar, lo que permitió que el viaje al arrecife fuera mucho más corto. A partir de entonces pude redescubrir la belleza de South Carysfort, y fue realmente maravilloso.

Había enormes campos de corales cuerno de alce y cuerno de ciervo, grandes corales pétreos y muchos peces. Allí obtuve algunas de mis primeras diapositivas Anscochrome y también capturé panorámicas con mis cámaras Rolleimarin con las imágenes de 5,7 centímetros por 5,7 centímetros que agrupé manualmente. Una de estas composiciones fue publicada en la parte inferior de dos páginas en el artículo de National Geographic. Había Acropora palmata (coral cuerno de alce) hasta donde alcanzaba a ver, que de hecho era bastante lejos ese día.

Hoy en día la mayoría de esos corales ya no están, víctimas de tormentas, problemas con la calidad del agua y la extinción masiva de erizos de mar negros de púas largas. Pero están reapareciendo grupos de corales nuevos, y el trabajo que Ken Nedimyer está haciendo junto a CRF para plantar corales es extraordinario. ¿Volveremos a tener alguna vez esos inmensos campos de ramificaciones de coral? Probablemente no en el caso de las personas que están leyendo este artículo, pero se están logrando avances.
Mire los videos
Transplanting Corals to the Reef (Trasplante de corales al arrecife); Coral Restoration Foundation, Bonaire



Coral Restoration Foundation; para Disney Worldwide Conservation Fund.

© Alert Diver — 4to Trimestre 2014