Anuncio público de seguridad: La navegación y la seguridad de los buzos

Ya sea que buceemos en un lago, desde la costa o en aguas abiertas, a menudo compartimos el agua con botes, motos de agua y otras embarcaciones. Es importante tener un respeto saludable y conocimientos de etiqueta de navegantes y buzos, especialmente durante los meses del verano boreal, y en áreas con un intenso tráfico marítimo. Familiarícese con estas pautas de navegación segura y compártalas con amigos que pasen tiempo en el agua o sobre ella.
Navegantes
Para evitar lesionar o matar a buzos con golpes de buques o hélices, los conductores de embarcaciones deben estar atentos y mantener una distancia prudente con las banderas de buceo. En aguas abiertas, una distancia segura es al menos 90 metros (300 pies) de la bandera; en ríos, ensenadas o canales de navegación la distancia debe ser de al menos 30 metros (100 pies).

Simplemente cumplir con estas pautas no es suficiente para garantizar la seguridad de los buzos. También es importante que los navegantes observen constantemente si hay personas en el agua; comprendan que el resplandor, las olas y otros factores pueden hacer que ver a los buzos sea todo un desafío; puedan proporcionar primeros auxilios; establezcan una clara comunicación con buzos y nadadores; y se aseguren de que el motor esté apagado antes de permitir que alguien suba a bordo o desembarque.




Buzos
Los navegantes no pueden mantenerse a distancia a menos que sepan dónde están los buzos; por lo tanto, les corresponde a los buzos utilizar su bandera alfa o de buzo sumergido de forma correcta. Una vez que la bandera esté en su lugar, asegúrese de permanecer dentro de los 90 metros (300 pies) de ella mientras bucea en aguas abiertas o dentro de los 30 metros (100 pies) en ríos, ensenadas o canales de navegación. Intente salir a la superficie lo más cerca que pueda de la bandera.

Además de utilizar dispositivos de señalización apropiados, debe tomar medidas adicionales para aumentar su seguridad en el agua. Esfuércese por mantenerse visible, cumplan con las leyes locales y establezca una clara comunicación con los operadores de embarcaciones. Esté atento: analice el tráfico marítimo durante su parada de seguridad, cree un plan de acción de emergencia y manténgase alejado de las hélices en todo momento, incluso si no están en funcionamiento.
Dispositivos de señalización
Para que las banderas de buceo sean más eficaces, deben ser rígidas, estar desplegadas y estar en una condición que pueda reconocerse. La bandera de buceo que se utiliza más comúnmente es la de buzo sumergido, que siempre debe exhibirse desde una embarcación o boya cuando hay buzos en el agua. La bandera alfa reconocida internacionalmente indica que otros buques deben ceder el derecho de paso.

Las boyas de superficie también son comunes y normalmente se despliegan durante el ascenso de un buzo. Los buzos también pueden optar por utilizar una señal sonora (como un silbato), una luz de buceo o un espejo de señalización para indicar a los navegantes cuál es su ubicación.
Planes de acción
Debido a que las normas varían de acuerdo con la ubicación y el tipo de embarcación, su plan de acción debe ajustarse a las normas locales y el acceso a los servicios de emergencia. Asegúrese de saber cómo responder y a quién llamar en caso de producirse una colisión. Para tratar una laceración, debe detener la pérdida de sangre mediante la aplicación de presión directa y vendajes y debe trasladar a la persona lesionada para que reciba asistencia médica lo antes posible. Para obtener más información, visite DAN.org/Health.

© Alert Diver — 2do Trimestre 2017