El protector solar y el coral


Este tejido muerto en un coral cerebro nudoso (Pseudodiploria clivosa) en Bocas del Toro, Panamá, es evidencia
clara del contacto descuidado de un buzo con protector solar con oxibenzona en su mano.


Los buzos son guardianes no oficiales de los arrecifes de coral del mundo. En las etapas iniciales de nuestra capacitación aprendemos a evitar tocar el arrecife, que el posible daño causado por un aleteo descuidado o un contacto con el fondo puede contribuir a la degradación de un arrecife y poner en peligro los servicios que el ecosistema proporciona. Estos servicios vitales incluyen protección de costas tropicales de la erosión, producción de alimento para cientos de millones de personas, almacenamiento de un sinfín de compuestos bioactivos con posibles aplicaciones médicas y generación de ingresos a partir de actividades no extractivas económicamente significativas tales como el buceo y el ecoturismo.

No obstante, a pesar de la capacitación de los buzos y su amor por los ecosistemas de coral, algunos arrecifes muy visitados se están degradando más rápido que otros que son visitados con menos frecuencia. Pero en lugar del contacto accidental, el factor principal que contribuye a este deterioro es la polución causada por protectores solares.

El primer estudio en demostrar un vínculo directo entre el protector solar y la mortalidad de los corales, publicado en 2008, reveló que los compuestos activos de los protectores solares pueden causar el blanqueamiento y finalmente la muerte del animal coralino al promover infecciones virales.1 En 2011, un estudio de la Gran Barrera de Coral de Australia demostró que las enfermedades del coral tenían una incidencia 15 veces mayor en los arrecifes con infraestructura turística costera que en los arrecifes cercanos sin ese tipo de infraestructura.2 En 2015, varios estudios publicados demostraron que los protectores solares que contienen oxibenzona, una benzofenona, pueden causar daño directo a los corales (las benzofenonas también están relacionadas con problemas de salud en humanos, lo que puede provocar reacciones alérgicas y trastornos endocrinos). Estos estudios experimentales comprobaron que cuando la oxibenzona, incluso en concentraciones y dosis sumamente bajas, entra en contacto directo con los corales, por lo general el resultado es la muerte del coral.

Investigadores de todas las regiones tropicales están observando niveles considerables de oxibenzona en muestras de agua obtenidas en playas y puntos de buceo muy concurridos. Hay estudios en curso para determinar si los corales en lugares con niveles significativos de oxibenzona en la columna de agua son más propensos a sufrir blanqueamiento, enfermedades, tumores, lesiones e infecciones que aquellos en áreas donde estos compuestos están por debajo de los niveles detectables.

Si bien el riesgo de los corales en arrecifes muy visitados es inquietante, esta creciente investigación científica no ha pasado desapercibida. En enero de 2017, el senador del estado de Hawái Will Espero presentó un proyecto de ley (SB 1150) en la legislatura del estado de Hawái para prohibir la venta de protectores solares que contengan ingredientes activos que se sabe son nocivos para los corales y otros animales del arrecife. Si bien este proyecto no se someterá a votación en la sesión legislativa de este año, ayudó a promover esta importante cuestión en la formulación de políticas ambientales, tanto en Hawái como en otros lugares.
¿Qué pueden hacer los buzos?
La radiación solar ultravioleta es un factor de riesgo de salud bien conocido y los buzos deben usar protector solar para reducir el riesgo de cáncer de piel. Para limitar la cantidad de protector solar que utiliza debe cubrirse y buscar la sombra cuando sea posible. Evite usar o comprar protectores solares con ingredientes que han demostrado ser nocivos para el coral.

Tenga en cuenta que no todos los productos que afirman ser "seguros para el arrecife" realmente lo son. Lea las etiquetas con cuidado y controle los ingredientes antes de comprar alguno. Evite especialmente los protectores solares que contengan oxibenzona; en cambio, elija protectores solares a base de minerales tales como el óxido de cinc y el dióxido de titanio.

Si bien estos esfuerzos individuales pueden no salvar a los arrecifes de coral de su situación actual a escala mundial, los buzos debemos hacer todo lo posible para proteger a los arrecifes que tanto amamos, un coral a la vez.

Referencias
1. Danovaro R, Bongiorni L, Corinaldesi C, et al. Sunscreens cause coral bleaching by promoting viral infections. Environ Health Perspect. 2008 April; 116(4):441–447.
2. Lamb JB, Willis BL. Using coral disease prevalence to assess the effects of concentrating tourism activities on offshore reefs in a tropical marine park. Conserv Biol. 2011 Oct.; 25(5):1044-52.
Explore más
Mire el video Reefs at Risk: What's in your sunscreen? (Arrecifes en riesgo: ¿cuál es el contenido de su protector solar?) para obtener más información acerca de los efectos nocivos de algunos químicos de los protectores solares en los arrecifes de coral y la vida marina.


Comparta su historia
¿Tiene consejos, recomendaciones, estrategias de viaje, técnicas de buceo, lecciones aprendidas u otras palabras de sabiduría que desee compartir con otros buzos? En Alert Diver queremos conocer su historia. Envíela en un mensaje de correo electrónico a M2M@dan.org, o por correo postal a "Member to Member", c/o Alert Diver, 6 W. Colony Place, Durham, NC 27705.

© Alert Diver — 3er Trimestre 2017